“La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, está haciendo inventario de los edificios vacíos que son propiedad del Ayuntamiento. La idea es ponerlos en circulación, incluyendo su cesión a “colectivos que pueden tener capacidad de gestionar propiedades de titularidad municipal” y que “estén dentro de la legalidad”.

El protocolo de cesión está por definir y el criterio es el rendimiento social, pero la alcaldesa puso como ejemplo el recién desalojado Patio Maravillas porque “estaba realizando una labor educativa importante”. El PP ha tardado pocas horas en acusar a Carmena de adjudicar patrimonio público a dedo a colectivos okupas cercanos a su partido.

De momento, no se ha establecido que el Ayuntamiento de Madrid piense adjudicar espacios públicos sin concurso previo. Pero, si lo hicieran, el equipo de Carmena no sería el primero ni el único. Varios gobiernos del PP han cedido espacios públicos a colectivos de autogestión que ocupaban edificios con fines culturales, aunque lo hicieran por presión social más que por convencimiento político. En estos casos, lo hicieron sin que fuera necesario un concurso público de adjudicación.”

via Ana Botella, Esperanza Aguirre y otros gobiernos del PP cedieron edificios a colectivos okupas.